VALENTÍN

Nemesio lavó sus manos ensangrentadas con energía, intentando retirar hasta la última mancha de color carmesí de su piel, a la vez que canturreaba una vieja canción romana. Sin poderlo evitar, siempre se dejaba llevar hasta el final y se ensuciaba demasiado. En esta ocasión se había ensañado más de lo normal con su víctima.... Leer más →

PERSONAL

Sostiene la muñeca, peina su cabello y le estira el diminuto vestido alisándolo, después acercándola a sus labios le susurra unas palabras imitando una conversación con su pequeña amiga.       —¿A que juegas? ¿A los papás y las mamás? —pregunta una mujer regordeta al observar la muñeca de plástico.       —¡No!... Leer más →

LA CARRETERA

  Una camioneta se acercaba hacia ella. Al verla, rápidamente comenzó a hacer señales con los brazos desde el arcén para llamar su atención, pero nada, el muy cabrón pasó por su lado ignorándola. Era el tercero esa noche que no quería ayudarlas. Buscó cobertura con el móvil, pero era inútil, ni un segundo de... Leer más →

ASBEEL

El cuerpo entumecido le duele, poco a poco puede volver a su estado natural. Asbeel estira sus extremidades mientras siente el alivio en su ser y un suave olor a humanidad, lo envuelve. Respira profundo, inhalando todo el oxígeno posible y le resulta extraño; como si fuera la primera vez, o tal vez, será que... Leer más →

LA MÁQUINA

             Adherida a la máquina a través de su columna vertebral y con sus terminales nerviosos fundidos en el metal, alimentaba a ése artificio con sus fluidos. La humanidad era tan sólo un recuerdo y los pocos sobrevivientes eran capturados para el experimento. En algún punto entre la vida y... Leer más →

UN DÍA EN LA PLAYA

            Sucedió en verano. No sé porque, pero siempre pasa en esa temporada. Tal vez sea debido a que se trata de los meses más cálidos y los días son más largos, o simplemente que el cuerpo se revoluciona. Como cada año, al llegar el buen tiempo, María preparaba su... Leer más →

GEN

         «Con las yemas de los dedos recorrí su clavícula y seguí bajando por su brazo para terminar acariciando su mano, era cálida, real. El suave tacto de su piel me aceleró el pulso, y al sentir sus labios húmedos, logró que dos corazones se fundieran en uno. ¿Es amor o destino?... Leer más →

EL PADRE

           —El Padre sabe que cometerás delito, lo hago por tu bien y el de la humanidad —. Arrodillado, repetía mientras lavaba sus manos en la sangre que brotaba a raudales del pequeño cuerpo. Esa noche no era cualquiera para Ana, la estudiante de abogacía que yacía en el suelo. Alex... Leer más →

WordPress.com.

Subir ↑

Crea tu página web en WordPress.com
Empieza ahora